miércoles, 25 de febrero de 2015

Últimos sucesos

La muerte de Papa Gregorio XVII y sobre su "sucesor"
El 21 de marzo de 2005, Lunes de la Semana Santa, a las tres y media de la tarde falleció Papa Gregorio XVII – el legítimo sucesor de Papa Pablo VI - a los 58 años de edad.



¿Quién era Papa Gregorio XVII?



Gregorio XVII
En civil Clemente Domínguez Gómez, era el vidente principal del lugar de apariciones El Palmar de Troya, lugar en el que se defendía la Santa Tradición y la Doctrina Católica en contra los ataques del modernismo de la Iglesia Católica Romana. Pocas horas después de la muerte de Papa Pablo VI fue elegido como su sucesor directamente por Nuestro Señor Jesucristo y fue coronado oficialmente pocos días después por los Obispos de Palmar. Papa Gregorio XVII trasladó la Sede de Pedro de Roma a Palmar, restableció la Tradición Católica y la Misa Tridentina, excomulgó a cuantos son responsables o participan en el modernismo de la actual Iglesia Romana, condenado ya por varios Papas anteriores, y convocó el Concilio Palmariano, mientras dos Antipapas, Juan Pablo I y Juan Pablo II, usurpan el trono en el Vaticano y siguen la labor destructiva de la fe católica. Sin embargo, Papa Gregorio XVII, tras todos sus valiosos servicios a la Iglesia, en los últimos años de su Pontificado cayó en herejía, causando una terrible confusión en la Iglesia. Su muerte repentina sorprendió a muchos. No se conoce ninguna manifestación de un arrepentimiento de sus herejías, pero la Iglesia deja, como siempre y con cada persona, el estado de su alma ante el juicio de Dios.

¿Qué consecuencias trajo su muerte?

Su muerte trajo cambios muy importantes en la situación de la Iglesia. El Papa que ya había perdido su autoridad y poder papal por sus herejías, dejó a la Iglesia también visiblemente huérfana. Muchos Obispos Palmarianos no enfrentaron los errores del Papa Gregorio XVII y por tanto le seguían en su herejía y la consecuente excomunión; y en lugar de aprovechar la oportunidad para arreglar la lamentable situación de la Iglesia, coronaron a un obispo como sucesor, que había sido nombrado por el Papa Gregorio XVII.

El nombramiento de su sucesor hecho por Papa Gregorio XVII



El 24 de octubre de 2000, habiendo ya perdido su autoridad y poder papal a causa de sus herejías y consecuentemente estando ya en excomunión, el Papa Gregorio XVII nombró oficialmente su sucesor al secretario de estado, Obispo Padre Isidoro María, en el siglo Manuel Alonso Corral. En circunstancias normales este nombramiento sería válido, pero a causa de carecer ya de la autoridad y poder papal, este nombramiento carece totalmente de validez.



Antipapas en la Iglesia Palmariana: “Pedro II” y "Gregorio XVIII"


Pedro II
No obstante, los Obispos que siguieron y defendieron al Papa Gregorio XVII en sus errores, ponen por obra este nombramiento y coronan Papa al Padre Isidoro María (en el siglo Manuel Alonso Corral) el Jueves Santo, 24 de marzo de 2005, quien escoge el nombre de “Pedro II” y el lema de “De Cruce Apocalíptica”. Sin embargo, por las razones ya mencionadas, no recibió el Papado, y por tanto, el Padre Isidoro María usurpa la silla de Pedro en Palmar.

Otra irrefutable razón que invalida el nombramiento del Padre Isidoro María como sucesor en el Papado es el hecho de que también él ya había abrazado los errores y herejías en que cayó Papa Gregorio XVII antes del nombramiento y un hereje o excomulgado no puede ser nombrado Papa ni llegar a serlo.

El Padre Isidoro María falleció a los 76 años de edad el 15 de julio de 2011.


Gregorio XVIII



Luego eligen como antipapa y siguiendo los mismos errores el 15 de julio de 2011 a Gregorio XVIII en el siglo padre Sergio María, nacido en Mula, Murcia españa el 1 de julio de 1959, de nombre civil Ginés Jesús Hernández.



Sede vacante en la verdadera Iglesia




De ese modo la verdadera Iglesia queda sin Cabeza visible hasta que Dios se digne a concederle un nuevo Pastor. Nuestro Señor advirtió de cierta manera en un mensaje que dio el 14 de abril de 1975 al mismo Papa Gregorio XVII, entonces Clemente Domínguez, que esto sucederá:

“...la Iglesia se enlutará; parecerá el fin de mi Iglesia; mas esto será aparente, pues la Iglesia continuará debajo de la superficie de la tierra, a escondidas. Dentro de poco, mi Iglesia aparecerá con la cara como un leproso; no se la podrá reconocer externamente”.

¿Cómo y dónde sigue la verdadera Iglesia? ¿Cuál es la verdadera fe?



La verdadera Iglesia sigue, entretanto, en todos sus miembros que siguieron a la Iglesia Católica Palmariana y no se contagiaron de los errores doctrinales que salieron de ella en los últimos años. Los Obispos que valientemente se opusieron a los errores del Papa Gregorio XVII y mantienen su sacerdocio constituyen la única jerarquía válida de la Iglesia en estos momentos, ya que Roma perdió este privilegio desde que cayó en sus herejías por las enseñanzas del Concilio Vaticano II, y los miembros de la Iglesia Palmariana hace pocos años por sus enseñanzas heréticas. Los fieles deben conservar su fe palmariana, ya que es la verdadera fe, rechazar los errores doctrinales de Papa Gregorio XVII que ocurrieron en los últimos años de su Pontificado y seguir a los Obispos que se mantuvieron fieles a Dios y a la verdadera Doctrina. Todo fiel debe implorar a Dios con fervorosas oraciones, que se digne otorgar un nuevo Pastor a Su Iglesia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada